Trigueros en hombros al igual que Expósito al que le sonaron los tres avisos tras negarse a matar al extraordinario «Bocaza» de El Parralejo

You are here: